"Seré un genio, y el mundo me admirará. Quizá seré despreciado e incomprendido, pero seré un genio, un gran genio, porque estoy seguro de ello".
Salvador Dalí

lunes, 2 de abril de 2012

Los pájaros tienen vértigo

Es la ventaja y a la vez la maldición de estar con un “friki”. Tiene el corazón de un pájaro y echará a volar con gran facilidad. A perseguir el viento te dirá muchas veces. Y le alejarás cada vez que intentes seguirle. Y es que jamás podrás volar hasta las alturas que alcanza él, más cercanas a Lorenzo según pasan los años.
Y es que es duro volver a tierra y recordar las alturas. Y cada vez se irá más lejos y más tiempo. Pero conténtate con que vuelva. Conténtate con que decida bajar de las nubes por ti. Porque tus sonrisas sean comparables con el abrazo del viento bajo el sol caliente. Porque es duro volver a tierra.

Y cada vez que eche a volar se irá muriendo un poco. Porque perderá de vista el suelo, la vida, el mundo real que le quiere atrapar. Morirá un poco cada vez que salga de la jaula. Pues la jaula es la vida, y la muerte es eso, su vida. Su muerte en vida, su vida en la muerte, el infinito delirio en que se sume cada día, esperando que algún día alguien aplaste la jaula, y explorar una nueva dimensión con muchos soles e infinitas llanuras de viento que surcar.

Pues un soñador es lo que posees. Y lo poseerás sin poseerlo. Sin poseerlo lo poseerás, será tuyo su canto por los siglos de los siglos, pues el que no busca es el que encuentra.
Y cuando lo entiendas, conocerás el nombre del viento.

P.D.: ¿Quién dijo que las tortugas no podían volar?

Y es que creo firmemente que los pájaros tienen vértigo. Pero mira cómo vuelan. Pues solo el que tiene miedo puede llegar a ser valiente.

2 comentarios:

La Rizos dijo...

Mas llegao a la patata! :) (gracias por ese link)

Osa Mimosa dijo...

Friki, corazón de pájaro, perseguirás el viento... Y yo me contentaré cada vez que te vea. Y me alegraré por tí.

Si, parece ser que las tortugas pueden volar :)